Aves rapaces diurnas de Colombia



Aves rapaces diurnas de Colombia
Más recientemente, Thiollay (1991) analizó la distribución altitudinal y el estado de conservación de las rapaces en Nariño, al igual que Salaman (1993) quien estudió la comunidad de rapaces de este mismo departamento, aportando nueva información sobre algunas especies endémicas o muy poco conocidas como Micrastur plumbeus y M. ruficollis (Salaman 1996). Por otro lado, Álvarez-López y Kattan (1995) analizan el estado de conservación de las rapaces del valle medio del Cauca, dando cuenta de la extinción local de seis de ellas. A finales de esa década, Strewe (1999) escribió algunas observaciones sobre la distribución y anidación del águila real de montaña (Oroaetus isidori) en Nariño.
En cuanto al registro sistemático de aves rapaces migratorias en Colombia se ha realizado el monitoreo de las mismas en varias localidades de Antioquia desde mediados de los 90 (Márquez 1997 y Bechard et al, 1998) hasta la fecha (Colorado 2005), arrojando como dato importante el registro visual de una nueva especie para Colombia: Buteo jamaicensis (Castaño y Colorado 2002), la cual sin embargo no se incluye en este libro por falta de evidencias físicas que respalden dicho hallazgo.
Igualmente, Bechard y Márquez (2000) estudiaron la mortalidad de águilas pescadoras en granjas píscicolas de Colombia alzando una voz de alarma sobre el impacto de dicha actividad sobre las poblaciones de esta especie, a lo cual siguió un estudio regional en el ámbito latinoamericano (López-Arévalo et al 2003) el cual arrojó como resultado que Colombia es el país donde se elimina el mayor número de águilas pescadoras para evitar las pérdidas ocasionadas por esta ave en las granjas piscícolas. Actualmente se estudian los métodos para proteger los estanques piscícolas de las águilas pescadoras para evitar que esta especie sea aniquilada por los piscicultores.
En lo corrido de este siglo, se ha realizado el inventario y caracterización de la comunidad de aves rapaces en el valle del Cauca (Márquez 2000), al igual que la rehabilitación, liberación y monitoreo vía satélite de dos águilas harpías, lo cual ha quedado consignado en el video «Manso y Sinú otra oportunidad para el águila arpía» (Humboldt 2003). Adicionalmente se ha elaborado un manual para el manejo de rapaces en cautiverio (Márquez 2001) y otro para el manejo del águila de páramo (Geranoaetus melanoleucus) (Márquez 2004).
Con todo lo anterior, la investigación y literatura existente sobre las aves rapaces de Colombia es muy poca, y existen aún grandes vacíos de información básica sobre su biología y ecología. Para citar algunos ejemplos, la biología y comportamiento reproductivo de los halcones de selva (Micrastur plumbeus, M. gilvicollis, M. mirandollei y M. bucleyi) es prácticamente desconocida al igual que la de algunos gavilanes del género Accipiter (A. poliogaster, A. collaris, A. ventralis). Desde esta perspectiva, el conocimiento de este segmento de la avifauna colombiana se encuentra en proceso de gestación, y que decir de la información existente sobre el estado de conservación de las poblaciones o comunidades de aves rapaces.
El presente libro se compone de cinco capítulos, en el primero de ellos se hace un repaso general de la evolución y sistemática de las diferentes familias de aves rapaces, se revisan sus registros fósiles, las diferentes tentativas de clasificación que se han hecho para el orden Falconiformes y se dan algunos indicios de la historia, relaciones evolutivas y ancestros de las aves rapaces colombianas. En el segundo capítulo, se presenta una revisión de los especimenes de Falconiformes en colecciones biológicas de Colombia y el mundo y se analiza si el material presente en ellas es un reflejo de la diversidad de rapaces de Colombia, si los esfuerzos de colecta para las diferentes regiones del país son homogéneos y qué zonas de nuestra geografía son las que requieren de mayor esfuerzo por parte de los investigadores para llenar los vacíos de información actuales. Igualmente, a partir de los datos existentes se realiza una breve introducción a la biogeografía de las rapaces colombianas, se analizan sus preferencias de hábitat y sus rangos altitudinales.
En el capítulo tercero, concerniente a la conservación se destaca la alta diversidad de aves rapaces en Colombia tanto a escala regional como global, se resaltan las especies que actualmente sufren algún grado de amenaza y se analizan los principales tensores que están afectando y disminuyendo las poblaciones de rapaces (perdida de hábitat, cacería, pesticidas, etc). Además se hace un llamado de atención acerca de la ausencia de información básica necesaria para emprender acciones de conservación o manejo en este grupo. También se muestra el potencial de las aves rapaces como especies bandera para la conservación y por último se da un ejemplo de análisis de vulnerabilidad para el águila arpía a partir de SIG para denotar cómo las grandes águilas de selva con grandes rangos de acción y bajas densidades poblacionales, son extremadamente sensibles a la pérdida o alteración de su hábitat.
Fuente: Aves rapaces diurnas de Colombia
COLOMBIA, DIVERSA POR NATURALEZA
César Márquez
Marc Bechard
Fernando Gast
Víctor Hugo Vanegas
Instituto de Investigación de Recursos Biológicos
Alexander von Humboldt
© Instituto de Investigación de Recursos Biológicos
Alexander von Humboldt
2005

Entradas populares de este blog

Costumbres de golondrinas

Aves rapaces diurnas de Colombia - Introducción